Negociación


La clave para poder manejarse con eficacia es ser capaz de mantener no sólo la sangre fría sino la mente muy abierta para comprender qué necesita tu interlocutor y el análisis de alternativas despierto.La negociación es arte y ciencia, necesaria ante propios y extraños para gestionar positivamente conflictos, defender el precio, el producto, las propias decisiones y, en definitiva, establecer relaciones enriquecedoras con el entorno.